heredad-santiago_02

Como llegar

Distancia desde Madrid: 81 km.

Acceso por carretera: A-1 hasta la salida 76, donde se coge la M-634 hasta Villavieja del Lozoya.

Acceso en autobús: Desde Madrid (Pza. Castilla), línea 195 (Continental Auto); Desde Buitrago del Lozoya, línea 191A (Continental Auto)

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Email this to someone

DESCUBRE LA SIERRA NORTE

La Heredad de Santiago
Gargantilla del Lozoya

A finales del siglo X y durante los cien años siguientes, el Valdeloçoya es un territorio de nadie. En el 1085 los señoríos segovianos conquistan este territorio en su avance hacia Magerit (Madrid) y se inicia un proceso de cristianización y construcción de estas pequeñas iglesias.

Bajo el cerro de La Cruz, en pleno Valle del Lozoya, se asentarían grupos de colonos dispersos, sobre todo pastores, y compartirían como lugar de culto una pequeña ermita o iglesia. Sobre esta construcción primitiva, hecha con materiales constructivos simples, y sobre sus cimientos (como ocurriría en otros muchos lugares), se construiría, ya en el siglo XII la Iglesia de Santiago, siguiendo el estilo Mudéjar con piedra y ladrillo. De aquel momento también quedan las Iglesia de San Mames, Navarredonda, Villavieja…

Estas iglesias no solo eran lugares de culto, también era una forma de control de una población diseminada formada por colonos venidos del Norte de la península, principalmente de Segovia y Navarra. Junto a estas iglesias se formarían pequeñas aldeas, además de otros pequeños núcleos diseminados por los prados que circundan la Iglesia.

Habría que imaginarse unos territorios en los que solamente la luz del sol, y la campana de la Iglesia, desde el amanecer hasta su ocaso, marcaban la actividad cotidiana de sus pobladores: musulmanes, judíos y cristianos, todos nacidos en estas tierras. Los oficios de aquel momento eran los relacionados con las labores del campo y la supervivencia, además de agricultura y ganadería, se dedicaban a; la cantería, tejería, carboneo, herrería, cestería, odrería, cerería, pergaminería, platería, hondoneros, o arriería…

Gargantilla de Lozoya no se fundó hasta mediados del s. XVI.

UN ESCENARIO HISTÓRICO

Fue en esta Iglesia de Santiago, donde se produce el encuentro del monarca Enrique IV y el sequito que acompaña a la niña Juana, con la embajada francesa, el 26 de octubre de 1470. Juana, llegó en Cortejo Real, desde el Castillo de Buitrago, donde se hallaba bajo la custodia y protección de D. Iñigo de Mendoza. Tiene lugar pues, una singular ceremonia, oficiándose las capitulaciones matrimoniales entre el Conde de Boulogne, que representa al Duque de Guyena, hermano del rey de Francia, con la princesa Juana, de 8 años de edad.

En ese mismo acto, los nobles castellanos juran a la princesa Juana como legitima heredera al trono, destituyendo a Isabel del título de heredera, que ostentaba desde el Pacto de Guisando, firmado el 18 de Septiembre de 1468 y del que no existe ningún testimonio.

LA IGLESIA DE SANTIAGO

Respecto a la Iglesia de Santiago, su ábside es de estilo mudéjar, y la portada es gótico mudéjar. En la fachada oeste, se puede observar a la puesta de sol, una serie de inscripciones de temática funeraria. Construida en piedra y ladrillo con anterioridad a 1390. La espadaña todavía se muestra majestuosa. Debió ser a lo largo del s. XVII, cuando se fue produciendo el expolio de la pila bautismal y las campanas hasta llegar al estado actual de ruina. Hacia 1785, el párroco de San Benito de Gargantilla, describe las ruinas con su torre y dos troneras para las campanas. En su inmediación se ven ruinas y cimientos